Municipalidad de Ñuñoa

Ñuñoa Atiende

Atención al vecino

Programa Merecidas Vacaciones hace su reestreno en Ñuñoa

Por segundo año consecutivo, el Hotel Piemonte, ubicado en la localidad de Olmué, Región de Valparaíso, recibirá durante los meses de mayo y junio a más de 1.500 personas mayores de Ñuñoa, gracias al programa Merecidas Vacaciones.

El jueves 18 de mayo, la alcaldesa Emilia Ríos llegó hasta Olmué, para dar la bienvenida al primero de los diez grupos de personas mayores de la comuna que viajarán hasta esta zona, en el marco de la actividad municipal.

Cada programa consta de una estadía de 4 días y 3 noches en el Hotel Piemonte y, los beneficiarios, que son 150 personas por viaje aproximadamente, disfrutarán de desayuno, almuerzo y cena.

“Este es un programa muy importante para nosotros porque sabemos que la salud mental y la recreación para las personas es fundamental, es parte de su bienestar y este programa nos ayuda directamente a contribuir a tener personas mayores más felices, más conectadas y siendo parte activa de nuestra comuna”, expresó la alcaldesa Emilia Ríos.

La Ilustre Municipalidad Ñuñoa, con el objetivo de generar oportunidades y espacios de recreación, esparcimiento, uso del tiempo libre y fomento de actividades de ocio, entendiendo estos elementos como un factor protector para el desarrollo integral de las personas, realiza un programa consistente en vacaciones para personas mayores, proporcionado un servicio de alojamiento y alimentación del más alto nivel.

Mediante este programa, el Departamento de la Persona Mayor, apunta a promover un envejecimiento saludable y fomentar la participación social de personas mayores pertenecientes a la comuna de Ñuñoa, generando instancias y espacios de esparcimiento, desarrollo de la comunicación interpersonal y vinculación, que a la vez permite ampliar redes de apoyo.

Así lo manifestó Manuel Morán del Club de Adultos Mayores GAMA, quien agradeció la instancia y la labor de las funcionarias y funcionarios del Departamento de Personas Mayores. “Es mi primera oportunidad de participar en este viaje y me voy lleno de felicidad, lo he pasado bien y si le tuviera que poner una nota del uno al siete, le pongo un diez. Fuimos muy bien atendidos, estoy agradecido de los funcionarios, todos tienen mucha calidad humana y se siente el amor que nos entregan”.

Dentro de las actividades, las vecinas y vecinos pueden optar a masajes, clases de cueca, lotería, fiesta de disfraces, entre otras.